La jubilación a los 67 y otras cosas

Hace meses que debido a la inoperancia de los políticos que nos gobiernan, que no se nos olvide, las grandes decisiones económicas nos están siendo impuestas desde el exterior. Su incapacidad para reconocer la crisis en su momento, y actuar en consecuencia, nos han llevado a esta situación. Que la suerte está echada no cabe ninguna duda. En pleno debate para retrasar la edad de jubilación hasta los 67 años todo lo que le rodea no es más que una parafernalia con un resultado: su aprobación si o si. Veamos algunos datos comparativos que nos ayuden a comprender esta realidad porque …. ¡¡a la fuerza ahorcan¡¡.

En España la gente se jubila más tarde que en la mayoría de los países europeos. En el gráfico de la figura (fuente: El Correo) podemos ver que la edad real de jubilación se encuentra por encima de los 63 años y son más del 40 % los trabajadores que lo hacen antes de cumplir los 65 años, edad legal establecida. También se puede observar que el gasto en pensiones es del 9 %, uno de los más bajos de la Comunidad Europea.

En una primera lectura de los datos no parece que reformar el sistema de pensiones sea urgente. Entonces, ¿por qué esa prisa? Existe un motivo principal: Hace tiempo que se viene advirtiendo que el imparable proceso de envejecimiento de la población, por una mayor esperanza de vida, acompañado de una drástica reducción de la natalidad, provocarán a medio plazo, con casi total certidumbre, un progresivo deterioro de las cuentas de la Seguridad Social. Si a eso añadimos la próxima incorporación a la jubilación de la generación del “baby boom”, que distorsionó la pirámide demográfica en los años 50 y 60, y el alarmante descenso en las cotizaciones por el gran paro existente, nos llevan a que una reforma necesaria se ha convertido en obligada si no queremos que el sistema quiebre.

Se estima que, de no hacer los cambios estructurales necesarios, solo por el aumento de la tasa de dependencia (relación entre trabajadores en activo y personas jubiladas), el gasto en pensiones pasará del 8,3% del PIB en el 2009 al 20,1% en el 2049. En la hipótesis de que se pudiese actuar sobre otros factores para intentar corregirlo, éstos no mejorarían lo suficiente como para que el gasto del PIB bajase del 16 %, pasando del actual superavit del 1 % a un déficit del 6 % totalmente insostenible.

Por tanto, para mantener nuestro sistema de pensiones es imprescindible trabajar más tiempo, y hasta edades más avanzadas, si no queremos llegar a magnitudes de déficit que lo hagan inviable. La mayoría de los países de la OCDE que padecen un proceso de envejecimiento similar al caso español (aunque no siempre combinado con la profunda caída de la natalidad del nuestro) ya han puesto en marcha, o están en proceso, medidas de contención y racionalización del gasto en pensiones. Veamos algunos ejemplos:

Austria, incrementará de los 60 a los 65 años entre 2024 y 2033.
República Checa, incrementará hasta los 63 años para el año 2013.
Dinamarca, incrementará de los 65 a los 67 años entre 2024 y 2027.
Alemania, incrementará de los 65 a los 67 años entre 2024 y 2029.
Hungría, incrementará de los 65 a los 67 años en 2020 para las mujeres y de los 62 a los 65 años para los hombres.
Italia, incrementará de los 57 a los 58 años en 2008 y a 61 años en 2013.
Reino Unido, incrementará a los 65 años en 2020 y aumentará a los 68 años entre 2024 y 2046.
Francia, pasará de los 60 años actuales a los 62.
EE UU, elevará de los 62 a los 67 años para 2022.
Japón, pasará de los 60 a los 65 años también para el 2022.

Algunos de los datos indicados necesitan aclaración porque a veces las cifras sin más pueden llevar a una conclusión engañosa. Por ejemplo, en el caso de Francia la legislación es más dura de lo que parece a primera vista. El incremento de 60 a 62 años se refiere a la edad mínima de jubilación, pero la edad para obtener la pensión completa ha pasado de 65 a 67 años con un período de cotización de 41 años (en España 35 en la actualidad).

Una vez expuestos los motivos que obligan a retrasar la edad de jubilación, y con el ánimo de enfriar un poco el gran “cabreo nacional” existente, que mejor que finalizar con un poco de humor sobre lo que nos espera a los futuros jubilados:

La gente que todavía trabaja me pregunta a menudo qué hago cada día, ahora que estoy jubilado…

Pues bien, por ejemplo, el otro día fui al centro y entré en una tienda a recoger una cosa, sin tardar en la gestión ni cinco minutos.

Cuando salí, un policía municipal estaba rellenando una denuncia por estacionamiento prohibido.

Rápidamente me acerqué a él y le dije: ¡Venga hombre, que no he tardado ni cinco minutos…! Haría usted bien si hiciera un pequeño gesto para con los jubilados…

Me ignoró olímpicamente y continuó cumplimentando la denuncia.

La verdad es que me pasé un poco y le dije que no tenía vergüenza. Me miró fríamente y empezó a rellenar otra denuncia, alegando que, además, el coche llevaba los neumáticos en mal estado.

Entonces levanté la voz para decirle que me había percatado de que estaba tratando con el rey de los tontos, que cómo le habían dejado entrar en la Academia de Policía…

Él acabó con la segunda denuncia, la colocó debajo del limpiaparabrisas, y empezó con una tercera.

No me achiqué y estuve durante más de 20 minutos llamándole de todo. Él, a cada insulto respondía con una nueva denuncia.

¡Suerte que había ido en autobús!

Desde mi jubilación, ensayo cada día cómo divertirme un poco. Es importante a mi edad.

Y además:
Mi mujer me pregunta con sarcasmo: 
¿Que piensas hacer hoy? 
Nada. 
Ella me responde: 
Ayer hiciste lo mismo. ”Sí, pero no terminé”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: